¿Te ha gustado el blog? Qué tal si nos regalas un +1

Rajoy, Montoro y Pedro Sánchez sostienen a sus políticos que usaron tarjetas “black” de Caja Madrid

Rajoy, Montoro y Pedro Sánchez sostienen a sus políticos que usaron tarjetas “black” de Caja Madrid

Cinco líderes políticos y sindicales... unidos por Caja Madrid: No nos vamos a hacer daño ¿verdad?
Cinco líderes políticos y sindicales... unidos por Caja Madrid: no pueden tocar a los corruptos que los financiaban
Jorge Rábago (se llevó 8.000 euros), “director de Telegenia” con Aznar y ahora con Rajoy en Génova 13, José María Buenaventura (63.000), jefe de gabinete de Miguel Ferre, actual secretario de Estado de Hacienda, cuyo nombramiento firmó Cristóbal Montoro, el ex ministro socialista Virgilio Zapatero (36.000), el guerrista Pepe Acosta (62.300), sindicalistas de UGT y CC.OO, dirigentes de IU... son algunos de los políticos que usaron las tarjetas "black" de Caja Madrid para comprar alimentos, ropa, viajes, comidas particulares, etc... Se llevaron 15,5 millones de euros. Hoy han sido descubiertos por el juzgado central de instrucción número 4 de Madrid, pero sus líderes políticos los mantienen, alientan y apoyan con diferentes argucias. Mariano Rajoy se sirve de su asesor televisivo, Cristóbal Montoro avala con su propia rúbrica a otro, Pedro Sánchez ha abierto expedientes y promete expulsiones, pero eso significaría echar del partido a un ex ministro, varios diputados, alcaldes, concejales, responsables de agrupaciones, gerentes... También han sacado el paraguas para proteger a los corruptos que han sido sorprendidos "con las manos en la tarjeta" el líder de IU, Cayo Lara, al igual que sus homólogos de UGT y CC.OO, Cándido Méndez y Cayo Lara. Todos tienen a ex-directivos de Caja Madrid entre sus filas y no es que los expulsen, es que ni siquiera les piden que devuelvan el dinero: "Moral Santín ya ha sido expulsado", argumenta Cayo Lara (IU), pero calla sobre los demás; Méndez en UGT ha echado a José Ricardo Martínez pero sobre los demás lo fía todo a las "informaciones veraces" que proporcionen los propios acusados. Y Toxo (CC.OO) tira balones fuera: "Ya solo quedan dos" en el sindicato, los demás se han ido, pero la verdad es que siguen aferrados al carné o al cargo. ¿Por qué esta extraña solidaridad con quienes han sido sorprendidos "in fraganti"? La respuesta es sencilla: Caja Madrid financiaba a PP, PSOE, IU, CC.OO y UGT a través de sus fundaciones, según los correos de Blesa. Y los corruptos ejercían de "contacto" y "representantes", lo saben todo. Podrían tirar de la manta y comprometer a sus líderes.
La firma de Montoro en el nombramiento de Buenaventura
La firma de Montoro en el nombramiento de Buenaventura
El enfrentamiento entre las dos "bandas" para asaltar el banco, según la terminología empleada por Blesa, fue cruel pero jugoso. En la denominada "banda de Cafranga", liderada por Carmen Cafranga (175.200 euros) o en su rival, la "banda de Blesa", militaban todos los que tiraban de tarjeta "black": Gerardo Díaz Ferrán, de la CEOE (94.000), Francisco Javier López Madrid, de CEIM (34.800), los secretarios de Estado, Estanislao Rodríguez-Ponga (255.400) y José Manuel Fernández Norniella (175.400), José María Buenaventura (63.000), jefe de gabinete de Miguel Ferre, actual secretario de Estado de Hacienda, cuyo nombramiento firmó Cristóbal Montoro.
Jorge Rábago,
Jorge Rábago, "director de Telegenia" con Aznar y ahora con Rajoy en Génova 13
También el concejal de Usera, Miguel Ángel Araujo (212.900), el alcalde de El Escorial, Javier de Miguel (172.700), el aguirrista Cándido Cerón (79.200), el "defensor del contribuyente" y gallardonista Fernando Serrano (78.600) –del que Esperanza Aguirre dijo: "he tenido la suerte de poder darle un puesto a IU y quitárselo al hijoputa"–; el traumatólogo Darío Fernández Yruegas (69.800), el hoy tesorero del PP madrileño, Beltrán Gutiérrez (58.000), el arquitecto de Villanueva de la Cañada , acusado de corrupción y condenado como evasor fiscal José María Fernández del Río (47.800), el catedrático de Economía y tertuliano de Intereconomía, Juan Emilio Iranzo (46.800), el ex presidente de Renfe, Miguel Corsini (46.700), el diputado autonómico Manuel José Rodríguez González (37.100), el concejal Rafael Pradillo (28.600) –al que la entonces concejala Esperanza Aguirre adjudicó la sala Florida Park del Retiro siendo su oferta la menos ventajosa económicamente–, el ex concejal de Urbanismo y constructor, Ignacio del Río (21.000), el concejal de Arganzuela, José Nieto (19.800), y el "director del Departamento de Telegenia del Partido Popular"Jorge Rábago (8.000), asesor televisivo de Aznar que ha continuado con Mariano Rajoy.
Gabriel Moreno (CC.OO): banquero de noche, sindicalista de día
Gabriel Moreno (CC.OO): banquero de noche, sindicalista de día
Pero si el PP saqueó Caja Madrid y Bankia, PSOE, IU, CC.OO y UGT fueron sus cómplices, cooperadores necesarios y beneficiados. En el informe de Bankia se detalla que seis representantes en Caja Madrid de CCOO -Francisco Baquero, Rodolfo Benito, Juan José Azcona, Pedro Bedia, Gabriel Moreno y Antonio Rey de Viñas, gastaron 776.000 euros entre 2003 y 2012 con tarjetas "opacas". El sindicato dice que hoy solo dos están vinculados a CC.OO, Pedro Vedia y Rodolfo Benito. Como el secretario de Aznar, ellos tampoco dimiten. Y ninguno de los 6 ha devuelto el dinero. Fernández Toxo y su ejecutiva no se lo pide ni los denuncia (la “ley del silencio” u “omertá”) y tendrá que ser un juez quien se lo arranque.
Méndez y José Ricardo Martínez: UGT calla ante la corrupción
Méndez y José Ricardo Martínez: UGT calla ante la corrupción
Igual ocurre en UGT. El secretario de Acción Sindical, Toni Ferrer, alega que Cándido Méndez y su Comisión Ejecutiva Confederal desconocían completamente la existencia de las "tarjetas fantasma”. Desde “Espía en el Congreso” y en otros medios digitales lo denunciábamos un día sí  y otro también, pero UGT no oía nada, no leía nada ni veía nada. Ahora Méndez no les pide a sus “compañeros” el dinero sino “explicaciones” y que trasladen "la información veraz sobre esto". Está ya acreditado que los consejeros ugetistas Miguel Ángel Abejón (109.300), Rafael Torres Posada (82.300) y Gonzalo Martín Pascual (129.700) gastaron juntos un total de 365.500 euros con sus tarjetas. Hasta ahora solo ha "dimitido" José Ricardo Martínez (44.200). Pero Cándido Méndez y UGT no creen en los documentos que exhiben los media y los jueces. Para ellos los otros “compañeros” acusados con un abultado cúmulo de pruebas son los que tienen la “información veraz”. Otra vez la “ley del silencio” u “omertá”.
Rubén Cruz (IU): hoy preside la Fundación Gredos
Rubén Cruz (IU): fraude millonario, hoy preside la Fundación Gredos
Izquierda Unida, por su parte, ha recordado que su consejero José Antonio Moral Santín —que se gastó 456.500 euros—, ya fue expulsado de las filas de la coalición tras conocer irregularidades en la gestión de la entidad. La formación ha esgrimido, además, la querella que IU interpuso contra Bankia, BFA y sus 32 ex consejeros en abril de este año. Pero Cayo Lara esconde a otros tres para proteger a Angel Pérez y Eddy Sánchez (IU Madrid), que ha reconocido que "me equivoqué con Moral Santín", por quien había puesto "la mano en el fuego". Llevaba guantes ignífugos, claro y ahora donde dije digo, digo Diego. Lo cierto es que hay más consejeros de la coalición, según una lista difundida por "El País": el sindicalista Rubén Cruz (233.700 euros), el profesor de Economía de la Universidad Complutense, Juan Gómez Castañeda (128.100 euros) y Ángel Rizaldos (20.100 euros), secretario general de la Unión Independiente de Impositores y Consumidores. ¿Les han pedido públicamente que devuelvan el dinero? Ni ese gesto siquiera. De nuevo la ley del silencio.
¿Será capaz Pedro Sánchez de expulsar al ex ministro Virgilio Zapatero por el caso de las tarjetas? Lo ha prometido, pero...
¿Será capaz Pedro Sánchez de expulsar al ex ministro Virgilio Zapatero por el caso de las tarjetas? Lo ha prometido, pero compartieron cargo en Caja Madrid
El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, también ha ordenado investigar a 15 dirigentes socialistas que hicieron un uso indebido de la tarjeta que les daba Caja Madrid al pertenecer a sus órganos de dirección, y ha anunciado su inmediata expulsión del partido si se confirman los hechos. Pero de momento no ha expulsadoa nadie, solo habla de "apartar" o "expedientar" y ya sabemos que esos "expedientes" siempre quedan en nada, ya que los resuelven sus propios compañeros de oficio. Así ha ocurrido con el vocal de la ejecutiva madrileña Ángel Gómez del Pulgar (149.700 euros), a instancias de Tomás Gómez. Los demás están a la espera de un expediente sin fecha de resolución: Antonio Romero, el "topo" de Blesa (se llevó 252.000 euros); el concejal de Carabanchel, José María de la Riva (208.900); el "leguinista" Ramón Espinar (178.400); José María Arteta, alcalde de Móstoles (139.000); Francisco Pérez Fernández (tránsfuga) (122.600) y el diputado autonómico de la célebre agrupación de Chamartín, Jorge Gómez Moreno (98.200) fueron los más codiciosos.
El histórico guerrista Pepe Acosta tiene hoy más poder en la FSM que Pedro Sánchez
El "capo" guerrista Pepe Acosta posee aún hoy más poder en la FSM que Pedro Sánchez: difícil que sea expulsado por corrupción
Hay otros "famosos": el ex ministro Virgilio Zapatero (36.000); el guerrista Pepe Acosta (62.300) y su "compañero" Joaquín García Pontes (21.100); la ex diputada María Enedina Álvarez Gayol (47.000); el concejal de Vallecas Javier Sánchez Carlos (46.400); el asesor de comunicación, Ignacio Varela (35.700); el gerente del Teatro Real y asesor de la ministra Carmen Calvo, Miguel Muñiz de las Cuevas (20.800) y el ex alcalde de Alcobendas, José Caballero (19.800).
Pero hay más. Fueron 40 los dirigentes socialistas investidos consejeros en Caja Madrid. Y lamentablemente entre ellos está el propio Pedro Sánchez. Uno de los libros de la Biblioteca PSOEleaks desvela todos sus nombres, cuánto cobraron (en salarios, en dietas y/o en especie, que hay que declarar) y el papel que jugaron cada uno de ellos. Y es que el hartazgo ciudadano ya es de tal envergadura que no bastan las palabras, solo los hechos. Y los hechos dicen que todavía hoy siguen en activos dirigentes de PP, PSOE, IU, UGT y CC.OO que hundieron un banco que necesitó, al menos, 36.000 millones de euros en ayudas públicas. Ese dinero deben devolverlo a las arcas del Estado, hasta el último céntimo y con él recuperar el empleo y la actividad económica de un país hundido en la miseria nacional e internacional. Y si ellos no lo hacen, otros vendrán a hacerlo y a exigirles responsabilidades por su complicidad e inacción.

LA VOZ CHANNEL