¿Te ha gustado el blog? Qué tal si nos regalas un +1

Hacienda no tiene palabra, así que mejor no fiarse nunca de lo que nos digan.


Hacienda no tiene palabra, así que mejor no fiarse nunca de lo que nos digan.


En septiembre del pasado año 2013 escribí un artículo sobre unas reclamaciones que nuestra querida Hacienda estaba enviando a los emigrantes sobre sus pensiones cobradas en el extranjero. Unas pensiones que durante años se les había dicho que no tenían que declarar en España. Pero como está claro que Hacienda no tiene palabra, «se olvidaron» de lo dicho cuando les interesó y comenzaron la ofensiva a diestro y siniestro. Esto acabó en una indignación generalizada y un revuelo social importante, hasta el punto de que el Gobierno Central anunció que suprimiría las sanciones. Para quien se lo creyó, le recuerdo una vez más que...

Hacienda no tiene palabra

A pesar de la promesa, Hacienda ha retomado el asunto de las multas y asegura que continuará con las sanciones mientras la normativa no se modifique. Así que esos mismos emigrantes retornados vuelven a recibir notificaciones por los mismos hechos que el Gobierno había prometido «perdonar».
#Hacienda no tiene palabra
Hacienda no tiene palabra ni nunca la ha tenido
El representante del colectivo afectado (Cnger) dice al respecto:
«Siempre hacen las cosas mal, es surrealista. Ellos mismos hicieron una propuesta de la ley y aún no saben cómo hacer las cosas. Lo normal sería que paralizasen las sanciones y no que siguiesen con ellas para luego tener que devolvernos el dinero»,  «La propia Xunta nos reconoció que no sabían cómo se iba a llevar a cabo esta medida». También dice que el hecho de que los afectados sigan recibiendo estas cartas «causa muchos disgustos, sobre todo entre la gente mayor».
Pero Hacienda es así, no hay que darle más vueltas. Son incapaces de actuar con lógica y nunca les ha importado pisotear los derechos de los contribuyentes ni cumplir sus promesas.
¿Es o no es lamentable que tengamos que someternos a este tipo de personajes?
En cuanto a lo que afirman desde Cnger de estar convencidos de que luego les tendrán que devolver el dinero a los afectados, yo tampoco estaría tan seguro. Puede que cambien la ley, sí, pero ¿la aplicarán retroactivamente o se quedarán con lo cobrado?
Ramón Cerdá

LA VOZ CHANNEL