ARCO IRIS tratará de destinar fondos del Prestige a Baldaio.



DIA DE LA RED NATURA 2000

ARCO IRIS tratará de destinar fondos del Prestige a Baldaio.


     ARCO IRIS acaba de proponer a la Audiencia Provincial la liberación de 26 millones, procedentes de las indemnizaciones ya disponibles a raíz del hundimiento del Prestige. Esos fondos deberían, a juicio de esta entidad, ser destinados íntegramente a la restauración y mejora de los principales espacios naturales costeros afectados en su día por el vertido de fuel. ARCO IRIS es la única entidad ambiental que aún sigue personada en el dilatado proceso del Prestige.

      Uno de esos espacios es Baldaio, incluido dentro de la Red Natura 2000 en el LIC Costa da Morte, y su protección y defensa ha sido uno de los objetivos prioritarios de ARCO IRIS desde su fundación en 1982. En su momento fueron propuestas diversas medidas en las que se basó la primera fase del resurgimiento de las marismas como un enclave único y privilegiado. Gracias a la colaboración con Costas, se bloqueó con grandes bloques de piedra el acceso a la pista central con origen en Rebordelos. Todo el espacio se benefició de esta actuación, que impidió el acceso de todo tipo de vehículos al corazón mismo de Baldaio y permitió el lento pero inexorable resurgimiento de la fauna y flora original.

       Sin embargo y a pesar de su inclusión en la Red Natura 2000, la situación de las Marismas de Baldaio dista mucho de ser óptima. Paliar en gran parte estas evidentes carencias es el objetivo de la iniciativa de ARCO IRIS.

       Se trabaja en estos momentos en la creación de un equipo multidisciplinar para redactar una serie de medidas concretas que redunden en una mejora ambiental vigorosa. Entre ellas, habría que destacar la consolidación de las tres microreservas de flora ya identificadas, dos cerca de Pedra do Sal y otra en Razo. Además sería de interés el establecimiento de un centro de interpretación en condiciones, que albergase una serie de servicios básicos y ofreciera a los visitantes una imagen global de la zona. La mejora de los accesos y la recuperación de los terrenos que en su día se intentó parcelar cerca de Pedra do Sal y que aún hoy conservan restos de incipientes pistas de tierra. Esa gran parcela debería ser el catalizador de quienes visitan Baldaio los fines de semana para pasar el domingo en familia. Para ello, se dotaría a toda la zona de elementos de piedra, que mejorasen la concentrasen del enorme volumen de turistas y evitasen su dispersión por todo el enclave. En las otras zonas diana se acometerían trabajos de restauración hidrológico-forestal, tanto en las pistas centrales como en todos los antiguos accesos ya bloqueados y en el entorno del camping, para minimizar el impacto sonoro causado por los usuarios, sobre todo en verano. Por último, sería iniciado un estudio para evaluar el estado del aporte de agua dulce a la marisma y los niveles freáticos de los lindes de la marisma, para garantizar una óptima calidad de la salinidad de las aguas interiores.


____________________________________________________________