Radares de velocidad más visibles.


Radares de velocidad más visibles.


La DGT modifica su política en un intento de lavado de cara (aunque se le sigue viendo el plumero) y se compromete a poner los radares de velocidad más visibles y a publicar en su web los tramos vigilados que está previsto que cambien cada mes en función de las estadísticas de accidentes y velocidad.
Pretenden eliminar del imaginario colectivo esa imagen tan triste y lamentable del agente de tráfico escondido detrás de un contenedor de basura con un radar, o esos coches camuflados entre los setos, pero no nos dejemos engañar, eso es pura estética de bazar.
Me gustaría destacar algunas cuestiones para que cada cual saque sus propias conclusiones; las mías ya son sobradamente conocidas y poco han cambiado con esta nueva noticia.

Radares de velocidad más visibles

#radares de velocidad más visibles
Radares de velocidad más visibles... ¿será cierto?
De todo lo que anuncian, la verdad es que lo más «positivo» es el compromiso de instalar los radares de velocidad más visibles, y no por lo que ellos dicen de que es para limpiar esa mala imagen que comentaba, sino porque se puede evitar algún accidente. Muchos conductores acaban obsesionándose con los radares ocultos y cuando conducen, lo hacen más pendientes de ellos que de la carretera, cosa evidente pero que no se comenta ni se analiza debidamente, entre otras cosas porque es muy difícil de hacer un seguimiento del asunto y porque tampoco interesa hacerlo, pero es pura lógica.
Ojo, cuando hablan de ponerlos más visibles no han dicho nada de que no puedan estar simulando una avería como tanto les gusta hacer, y ya se sabe que la cabra siempre tira al monte.
Anuncio de los tramos más vigilados
Dicen que anunciarán en su web los tramos más vigilados pero que no pondrán más señales de radares. No sé hasta qué punto eso servirá de algo ni cuán de largos serán esos tramos, porque si acaban siendo de cincuenta kilómetros como ya se ha comentado en algún sitio, de poco servirá saberlo porque no indicarán el punto, sino el tramo, y dentro de ese tramo el radar podrá cambiar cada media hora de lugar o hacer su circuito de caza en marcha.
No más radares de momento
Parece ser que de momento no van a comprar más radares, pero sí que han anunciado la intención de trasladar algunos que ahora están instalados en las autovías a las carreteras secundarias. El motivo es obvio; al reducir los límites de velocidad en estas carreteras será más fácil y productivo ir de caza. Recordemos que hay más de 850.
Alcoholemia, drogas, ITV y seguro
A todos los que paren por exceso de velocidad se les realizará la prueba de alcoholemia y drogas, comprobando además que tengan la ITV al día y el seguro en vigor. Eso sí que es aumentar la productividad y lo demás tonterías.
Helicópteros
Hay que recordar que los helicópteros seguirán por libre, ni habrá anuncios, ni serán más visibles, ni nada de nada.
¿No decían que la razón de ser de los radares era nuestra seguridad?
Algo ha fallado en el departamento de comunicación de la DGT al explicar algunos de los detalles de la nueva política, y si no, díganmelo ustedes mismos:
Para determinar los tramos que serán más vigilados se tendrán en cuenta dos criterios:
1.- número de accidentes, fallecidos, heridos...
2.- la velocidad por la que se circula habitualmente (ojo a este punto que es el quid de la cuestión)
Siempre han dicho que la velocidad es el factor más importante de los accidentes, pero todos sabemos (aunque muchos no admitan) que eso no es así porque depende de muchos factores. Factores como estado de carretera, coche con el que se circula, visibilidad, trazado de la vía... cosas que normalmente no se tienen en cuenta en las estadísticas... porque no interesa.
Se acerca lo más interesante...
Cuando se les ha preguntado si también vigilarán los tramos en los que se circula a mayor velocidad pero donde no hay accidentes... lo normal es que hubieran contestado que, dado que su única intención (nunca recaudatoria) es instalar los radares en lugares donde se producen los accidentes para así evitarlos, no los instalarían en esos puntos, salvo que hubiese un repunte de la siniestralidad. Pues no, no han contestado eso sino esto otro:

[box type="warning"]  «depende del exceso, si es muy elevado aunque no haya accidentes, también se incluirán»[/box]

Tachán... ¿se les ha visto el plumero o es solo cosa mía?
Ramón Cerdá